jueves, 19 de julio de 2012

La Audiencia de Madrid anula la condena millonaria del amianto contra Uralita

La sección novena de la Audiencia Provincial de Madrid ha decidido revocar la resolución judicial de primera instancia que condenó a la empresa Uralita a pagar una indemnización de 3,9 millones, que se repartió entre 45 vecinos de Cerdanyola y Ripollet, dos municipios a 15 kilómetros de Barcelona. Según la condena inicial, la compañía no había llevado a cabo todas las medidas de seguridad necesarias para evitar que los vecinos que vivían alrededor de sus fábricas no respiraran las fibras de amianto que se desprendían durante la fabricación de fibrocemento, y por eso habían enfermado gravemente de diversas dolencias respiratorias. La Audiencia Provincial, sin embargo, cree que los hechos habían prescrito.

Uralita podrá recuperar los 3,9 millones de euros que abonó a los afectados. La nueva sentencia no señala que sea verdad o mentira que envenenaran el aire de las dos localidades. Lo que estima es "la prescripción de las acciones deducidas" y en consecuencia "desestima la demanda inicial del procedimiento". Las reclamaciones, considera, están prescritas y por tanto, la sentencia anterior no tiene valor. Los demandantes pueden recurrir el fallo ante el Supremo.
La Asociación de Afectados por Amianto, que agrupa a muchas de las personas enfermas por este material, cuyo uso está actualmente prohibido, no ha querido realizar comentarios sobre la sentencia. "Nos ha sentado muy mal. Fatal. Pero no podemos decir nada todavía. Esta tarde tenemos una reunión con los abogados, y tomaremos una decisión", ha señalado un portavoz. El despacho de abogados que ha representado a los 45 vecinos de Cerdanyola y Ripollet ha sido Roca Junyent. Según el fallo de la Audiencia Provincial, contra esta sentencia "se puede interponer recurso de casación y extraordinario por infracción procesal".
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...