miércoles, 12 de diciembre de 2012

Una historia de esperanza: Padre e hijo vuelven a trabajar juntos en el sector gracias al portal construyendoempleo.com


Entrevistamos a Gabriel Valero, padre e hijo, para la sección 'Protagonista' de nuestra revista Panel








Porque siempre sale el sol después de la tormenta. Encontrarse con historias como las de Gabriel Valero, padre, y Gabriel Valero, hijo, recuerdan que la esperanza es el último recurso que debe perderse y que a pesar de la crisis que vive la construcción, a este sector aún le queda mucho que decir.
Cuando hace dos años Gabriel Valero, zaragozano de 56 años, perdió su empleo de albañil en la empresa donde llevaba trabajando más de 40 años, pensó que nunca más volvería a pisar una obra. La situación de Gabriel se tornaba más dura aún pues su hijo, del mismo nombre, también albañil y trabajador de esa misma empresa, corrió la misma suerte y perdió el empleo. “Nos echaron a los dos y a todos los trabajadores de la promotora-constructora donde trabajábamos. La situación era insostenible y solo se quedaron con un empleado”, relata Gabriel padre.
Padre e hijo se enfrentaban a un panorama nada halagüeño en un sector que desde que comenzó la crisis en 2007 ha perdido más de un millón de empleos. Pero gracias al empeño de ambos por formase y especializarse en el sector al que siempre han pertenecido y, sobre todo, por servirse de todas las posibilidades existentes para la búsqueda de empleo, consiguieron volver a trabajar y además, como lo habían hecho hasta entonces, juntos.
El portal de empleo especializado en el sector de la Fundación Laboral de la Construcción, www. construyuendoempleo.com, dio la posibilidad a estos dos profesionales de volver a la obra. Se trata de una bolsa de empleo gratuita puesta en marcha por la entidad paritaria en 2010 para poner en contacto a ofertantes y demandantes de empleo en el sector. Es, precisamente, a través de esta web donde la empresa aragonesa Langa Gil encontró a Gabriel padre e hijo. “Anteriormente utilizamos el portal para buscar un perfil que necesitábamos para una obra en Valencia y en julio volvimos a la web para conseguir a dos oficiales de albañilería para Zaragoza, concretamente para la construcción de un establecimiento en un centro comercial y para la rehabilitación de un teatro en el barrio de Delicias”, explica Marta Fabre, responsable de Recursos Humanos de Langa Gil.

Formación y experiencia
Estos fueron los requisitos fundamentales que llevaron a esta empresa a elegir a los dos trabajadores aragoneses que fueron contratados hace dos meses. “Buscamos perfiles especializados, con formación en prevención de riesgos laborarles y con experiencia en el sector y fue fácil encontrarlo gracias a las facilidades del portal, ya que a la hora de que los trabajadores se den de alta cuentan con el asesoramiento de la Fundación, así encuentras cómodamente lo que buscas”, añade Marta.
Gabriel Valero, padre, sabe la importancia de la formación en la actualidad. “Cuando yo entré a trabajar con catorce años era otra la situación. Ahora no quieren aprendices, necesitan que entres en la obra y sepas lo que estás haciendo, por eso necesitamos los cursos”, afirma.
Gabriel es uno de los desempleados participantes en el programa de Inserción Laboral que lleva a cabo la Fundación Laboral gracias a la subvención del Instituto Aragonés de Empleo. Durante el programa Gabriel recibió orientación laboral y formativa y se decidió a realizar un curso de maquinaria autopropulsada de 120 horas de duración. “Cuando estás trabajando nunca tienes tiempo y, al quedarme en paro, me informé de las posibilidades que tenía. Ya había realizado el curso de ‘Interpretación de planos’ y ‘Replanteos’ y en mayo de este año comencé el curso en el centro de la Fundación de Villanueva de Gállego”, explica.
Tanto Gabriel como Marta coinciden en recalcar la importancia de iniciativas en materia formativa por parte de instituciones como la Fundación Laboral. “Son necesarias las subvenciones en todos los sectores pero en este aún más porque está formado mayoritariamente por pymes y porque el peligro de sufrir un accidente es constante”, resume Gabriel.
La empresa Langa Gil, que cuenta con 12 trabajadores en plantilla y dependiendo de los trabajos encargados contrata de dos a cuatro eventuales, ha colaborado este año con uno de los curso sde Albañilería que la Fundación Laboral desarrolla en Aragón. “Cuatro alumnos del curso han realizado prácticas en una de las obras que teníamos en proceso, y aunque es una labor en la que se pierde mucho tiempo, de cara a la empresa, consideramos que es muy enriquecedora para el alumnado y necesaria”, comenta Marta.

Prevención de riesgos laborales
La formación en esta materia es una constante en las demandas de empleo del portal construyendoempleo. com. “Es un requisito fundamental para entrar a trabajar además de ser obligatorio en el convenio general de la construcción”, recalca Marta.
Con los años, la prevención de riesgos laborales va calando en los trabajadores y empresas del sector. “Está costando mucho que se interiorice pero desde hace ya cuatro o cinco años es un asunto que se toma mucho más en serio”, afirma Gabriel. La construcción siempre ha sido uno de los sectores con mayor índice de siniestralidad laboral y la formación sigue siendo el arma primordial para combatirla. “Hay que informarse y formarse porque salen nuevas técnicas, nuevas herramientas y es necesario actualizarte. Las prisas y la dejadez pueden costarte muy caro, pero tienes que pensar que si te ocurre algo, el primer perjudicado eres tu”, añade. Gabriel cuenta desde 2008 con la Tarjeta Profesional de la Construcción (TPC), la herramienta que acredita, entre otras cosas, la formación recibida en PRL. No duda en afirmar que estar en posesión de la tarjeta y de los cursos en PRL le han ayudado enormemente a la hora de encontrar el empleo.

El futuro
“El que se queda ahora es el que sabe lo que está haciendo”, dice Gabriel. El sector ha subsistido durante muchos años con poca especialización, jóvenes sin formación se agarraban a un mercado que proporcionaba gran beneficio, pero la situación ahora es muy distinta.
Para Gabriel, “ahora debes ser más profesional y el mundo de la construcción tiende a la especialización. El futuro está en la rehabilitación, con edificios sostenibles”. La responsable de RRHH de la empresa que contrató a él y a su hijo confía en el subsector de la restauración. “No hay obra nueva, nosotros al tener experiencia en reformas es lo que nos está librando”, concreta Marta.

El portal construyendoempleo.com en cifras
Tras dos años en funcionamiento, el portal de empleo especializado en construcción, www.construyendoempleo.com, cuenta con más de 30.000 candidatos suscritos y más de 425 empresas registradas que ofertan empleo.
A lo largo de sus dos años de vida se han publicado 400 ofertas de trabajo siendo los perfiles más demandados los de conductor, encargado de obra, jefe de obra y albañil.
En el portal de empleo construyendoempleo.com aparecen publicadas ofertas del sector de la construcción con una búsqueda habilitada por puesto de trabajo, y cada una de ellas está vinculada a la formación relacionada con la misma.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...